No puedo decir “De mi consideración” como se estila en la etiqueta formal:

Recuerdo que usted, cuando participó en los comicios presidenciales de febrero de 2017, defendía la Pena de muerte. Esta postura dejaba entrever su calidad moral e intelectual situada en la orilla opuesta de lo que significa el humanismo preconizado por el Gobierno del Presidente Lenin Moreno Garcés. Además de lo que esconde su tesitura moral, no podría ser muy diferente su forma de hacer política, en base al clientelismo y componendas en las que usted no da la cara, sino que delega a sus emisarios. Así fue como se estructuró su movimiento cuando estuvo al frente del IESS y como se sigue manejando en el MIES.

Pero no es por su defensa a la Pena de Muerte que lo llamamos Ministro Calavera, sino por el particular sistema de evaluación a sus funcionarios que usted maneja dentro del Ministerio de Inclusión Económica y Social. Para quienes no lo conocen les voy a explicar en qué consiste:

En Roma, el César usaba su pulgar para indultar o terminar con la vida de un esclavo, aún después de resultar vencedor de una batalla desigual contra bestias de todo tipo en el coliseo lleno de gritos y aplausos ebrios de vino y fiesta constante. El gladiador, obligado a luchar por seguir respirando debía arrodillarse ante la máxima expresión del autoritarismo y esperar que la misericordia del hombre que organizaba eventos sanguinarios solo para su diversión, decida sobre su muerte. En el Ministerio de Inclusión Económico y Social no se usan pulgares, sino calaveras acumulables. Parece que la misericordia de la autoridad es más grande -talvez porque hoy vivimos en democracia y división de funciones- y por eso se da tres oportunidades, es decir, tres calaveras en un expediente y el César dará la fatal orden.

Cuando algún funcionario comete una falta o incumplimiento, el Ministro lo califica con una calavera. Con la acumulación de tres calaveritas, el funcionario es despedido de su cargo. Digamos que este es un mecanismo lúdico del Ministro, traído de su infancia frustrada, porque además de las calaveras, tenía las calificaciones negativas de carita triste y carita enferma. Las reglas son muy explicitas como pueden apreciar queridos ciudadanos. Sin embargo, debo decir que en mi caso no fueron aplicadas.

Esta narración viene al caso, porque el día miércoles 16 de agosto, el Ministro Calavera me despidió sin ninguna justificación o por falta evidente de mi cargo de Gerente de Proyectos Emblemáticos del Adulto Mayor. Es más, no tenía ni una ñata calaverita, porque vine desempeñando una gestión responsable y comprometida con el Gobierno del Presidente Lenin Moreno.

Por esa razón, quisiera preguntar ¿cuál fue el motivo real de mi despido señor Ministro Calavera?

¿Será porque soy una mujer que lidera procesos con convicción?

¿Será por no poder reclutarme para engrosar las filas de Compromiso Social, usando como bajo recurso el miedo a perder mi puesto de trabajo, como lo ha hecho con otros servidores públicos del MIES?

¿Será porque soy Asambleísta Alterna de Alianza PAIS, postulada por el Ex Presidente Rafael Correa Delgado, en reconocimiento a mi lealtad y lucha ambiental?

Déjeme decirle señor Ministro Calavera que en contraste con lo que usted representa, soy una mujer joven, profesional y con principios de solidaridad con la humanidad y con decencia política, algo que usted no conoce y de lo que está muy lejano.

Agradezco la oportunidad que me brindó el Presidente Lenin Moreno de servir a mi pueblo desde el proyecto de Adultos Mayores.

Seguiremos con el respaldo a este proceso de cambio por los principios que abandera nuestro Presidente que nos da lecciones de amor, respeto y diálogo con todos los sectores.

Atentamente,

Marcela Cevallos

Asambleísta Nacional Alterna por Alianza PAIS Lista 35

Marcela Cevallos
Asambleísta Nacional (a). Tiene 28 años, es ingeniera agroindustrial, ambientalista, animalista y sobre todo ser humano. De Santo Domingo de los Tsáchilas al mundo. Le gusta viajar y se apasiona por el desarrollo sostenible. Actualmente cursa una maestría en Cambio Climático y Negociaciones Internacionales. Coordina la Red Nacional Ambiental Juvenil, RENAJU.

Deja un Comentario

  • (no será público)